Imputación a la directiva de una asociación de taxistas de Sevilla por los ataques a los VTC

Imputados la directiva de una asociación de taxistas de Sevilla por los ataques a los VTC

El presidente de Solidaridad Hispalense del Taxi, Enrique Filgueras, se encuentra entre los investigados, al que se acusa de la campaña de ataques a compañías como Cabify y Uber.

En esta redada policial contra la “mafia” del taxi en Sevilla se salda con varios registros y un taxista detenido.

Es la madrugada del martes 2 de mayo de 2017. En la explanada junto al hotel rural en Castilblanco de los Arroyos (Sevilla) donde arden nueve coches nuevos y en perfecto estado de revista. Estos vehículos son los refuerzos que la empresa de vehículos de alquiler con conductor (VTC) Cabify había desplazado a la capital hispalense para poder hacer frente a la demanda extraordinaria con el motivo de la Feria de Abril.

fuego coches Sevilla

Este incendio intencionado de los turismos abre los noticiarios y copa titulares, pero es un episodio más –aunque, eso sí, el más grave- de la campaña de acoso, amenazas y ataques que llevaban sufriendo desde hacía meses los coches, y los conductores, de Cabify y otras empresas similares como Uber.

Las asociaciones del taxi, de su lado, se desligan de los altercados investigados y acusan a los conductores de VTC de incurrir constantemente en situaciones de “intrusismo” o competencia desleal, pues la regulación de los VTC es diferente a la de los taxis y les prohíbe captar clientes en la vía pública, por ejemplo.

Pintadas amenazantes, pedradas, incluso con clientes dentro, persecuciones y hasta encerronas nocturnas se convirtieron en habituales dentro de una persecución en toda regla contra estas empresas, a las que el sector del taxi les tiene declarada la guerra.

Que detrás de todo esto estaban taxistas era algo más que una sospecha y la propia Policía Nacional lo confirmó con una investigación en la que apuntó a organización «criminal» como responsable de los ataques. Y, ahora, un juez lo avala con la imputación de buena parte de la directiva de una de las principales asociaciones del gremio en Sevilla, Solidaridad del Taxi, a cuyos responsables ha citado a declarar este mismo lunes en calidad de investigados. Incluido su presidente, Enrique Filgueras.

Según informa Europa Press, el Juzgado de Instrucción número 8 de Sevilla ha citado para este lunes a ocho sospechosos de la campaña contra los VTC, muchos de ellos directivos de Solidaridad del Taxi.

La Unión Nacional de Autoturismos (Unauto), que agrupa al sector de los VTC, ha llegado no obstante a exponer a la propia fiscal jefe de Sevilla, María José Segarra, la “insostenible situación de violencia” sufrida por los conductores que ejercen esta actividad en Sevilla, para empresas como Cabify y Uber.

A ellos se les considera presuntos autores o ideólogos de las agresiones a los vehículos de alquiler con conductor, aunque ya en el pasado a esta organización se la había relacionado con altercados violentos en el aeropuerto de San Pablo, donde tiene una fuerte implantación. De hecho, su sede está en el mismo aeródromo sevillano.

Estas oficinas fueron objeto de registro policial el pasado mes de junio y los agentes detuvieron en el marco de esta actuación a un taxista tras hallar en su vehículo elementos como un punzón y jeringuillas, así como una capucha y huevos que también guardaba en el interior del coche.

La investigación policial llegó a señalar a 32 personas, la mayor parte taxistas, aunque el juez también ha llamado, en calidad de testigos, a otras personas, como dos ex-delegados de Movilidad.

Comparte esta historia

Únete a esta conversación